cabezal
Ciudad Juárez | Dólar: COMPRA -VENTA -Suscribase Suscribase

Trasfondo

Los signos del fin del mundo/Los sismos de otoño

 

Carlos Murillo González

“…Todo poder emana del pueblo…el pueblo tiene en todo momento, el inalienable derecho de alterar o modificar su forma de gobierno.”
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos


Los signos del fin del mundo

Tantas cosas pasando en tan corto tiempo: huracanes, terremotos, tsunamis, el retorno de la Guerra Fría, crisis económicas, escasez de agua, todo pareciera indicar la próxima destrucción del mundo como lo conocemos. ¿Estos fenómenos son cíclicos o naturales?, ¿los ha provocado la misma especie humana?, ¿estamos viviendo el fin de los tiempos, la extinción del homo sapiens y otras especies?


Más Trasfondo

Juego de Ojos

De sirenas y ballenas


Miguel Ángel Sánchez de Armas


Es posible que los calores y la contaminación me hayan reblandecido el seso, pero a mediados del quinto mes de la cuarta transformación siento la urgencia de confesarme en público: no entiendo a las mujeres.

Mi cuata G. tiene un doctorado, el respeto de sus colegas y un ángel de hijo, pero está en el ácido porque transita por el oscuro callejón que va de los 39 a los 40. Otra chómpira, S., también con Ph.D., galardonada con una de las más prestigiadas becas estadounidenses y madre de una linda hija, lo único que quiere es que alguien le diga mamacita en su propio idioma. R., quien desde la preprimaria nunca ha tenido una calificación inferior a diez y se doctoró en la universidad europea de mayor prestigio y antigüedad, está inconsolable porque se le rompió una uña.


Más Juego de Ojos

 

MarcaPasos

La Mesa de Coordinación para la Construcción de la Paz debe transparentar la actuación de las fuerzas policiales militarizadas


Leobardo Alvarado


La Mesa de Coordinación para la Construcción de la Paz, tiene el gran reto de transparentar lo que sucede en la policía y las decisiones que sobre la seguridad para la ciudad se están tomando en ese espacio. De acuerdo a los boletines que emite la Presidencia Municipal de Juárez los trabajos de intercambio de información que allí se llevan a cabo “han permitido generar un reporte de la situación actual de Ciudad Juárez, el cual es enviado a la Mesa Central de Inteligencia en la Ciudad de México, permitiendo que el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador tenga al alcance toda la información de interés para la generación de políticas públicas.”


Más MarcaPasos

 

desde
España

Por los caminos de Sancho

México, Sancho y yo


Renward García Medrano


Yo tuve un amigo y maestro, viejo periodista, que no sólo me indujo al oficio, sino que iluminaba con su inteligencia aguda y heterodoxa, los laberintos de la vida del país y del mundo en los dos decenios que nos frecuentamos. Cada semana me reunía a desayunar con don Horacio Quiñones y a veces, con algún invitado. Coincidíamos en mucho, pero teníamos diferencias. Para él era claro que todos los títeres, incluyendo al grueso de los políticos, estudiantes y soldados, eran movidos por las pugnas precoces de la sucesión presidencial, y no por el choque de generaciones y mucho menos de ideologías.

En la huelga estudiantil de 1968, como profesor de la Escuela Nacional de Economía pasaba las noches que podía en la UNAM, al igual que otros y más meritorios amigos, como Lalo y Pablo Pascual, Eliezer Morales o Rolando y Fallo Cordera (Yo no conocía a Woldenberg). Don Horacio no cedía en sus opiniones sobre la marcha de los acontecimientos. La sociedad estaba dividida. Los mayores criticaban a los jóvenes y éstos llegábamos a veces al extremo de la ruptura. La incomunicación inició la debacle de la institución familiar.


Más por los caminos

 

 

 

 
Por los caminos de Sancho
 

 

Pálidas esperanzas

Hay dos visiones contradictorias sobre el país en el gobierno de Enrique Peña Nieto. La del grueso de los intelectuales con acceso a los medios sostiene que Peña tratará de revivir el viejo autoritarismo priista y la otra, espera que hará cuanto pueda por reforzar al Estado y a la democracia, darle nuevos bríos a la economía y atenuar la inequidad.

Los primeros ven a Peña como una versión joven pero esencialmente igual del añejo priismo y aseguran que el Pacto por México fue una simulación –en la que algunos creyeron por breve tiempo–; los segundos suponen que Peña ha entendido que si no se hacen cambios fundamentales, el sistema político, social y económico sufrirá una crisis terminal.

Renward García Medrano

 

 

 

 

Estimados amigos: Si culminaran los cambios propuestos por  el Pacto por México, aún habría obstáculos internos y globales para que mejoraran la economía, la distribución y la democracia. Este es el tema de la columna siguiente, que espero sea para ustedes de algún interés.

 

 

 

 

 

Pálidas esperanzas

 

 

 

Renward García Medrano

 

 

Hay dos visiones contradictorias sobre el país en el gobierno de Enrique Peña Nieto. La del grueso de los intelectuales con acceso a los medios sostiene que Peña tratará de revivir el viejo autoritarismo priista y la otra, espera que hará cuanto pueda por reforzar al Estado y a la democracia, darle nuevos bríos a la economía y atenuar la inequidad.

 

Los primeros ven a Peña como una versión joven pero esencialmente igual del añejo priismo y aseguran que el Pacto por México fue una simulación –en la que algunos creyeron por breve tiempo–; los segundos suponen que Peña ha entendido que si no se hacen cambios fundamentales, el sistema político, social y económico sufrirá una crisis terminal.

 

Esa crisis sería solo un colapso económico y político, ni siquiera un fenómeno guerrillero o una revolución nacional como la de 1913, para la que no parece haber condiciones internas ni externas. En la crisis se generalizaría lo ocurrido en Tamaulipas, Sinaloa, Michoacán, Guerrero, Oaxaca, Chihuahua, Nuevo León y otras entidades federativas: violencia incontrolable, desarticulación de lo que queda de la institución familiar, degradación de espacios más amplios de la educación pública y privada, desesperanza y un nihilismo, sobre todo entre los jóvenes; extrema perversión de la política y los partidos, gigantismo de los poderes fácticos, sobre todo los consorcios y las cúpulas sindicales y clericales, disfunción total de las instituciones del Estado.

 

En la más optimista de estas visiones, si culminan los acuerdos y promesas del gobierno y, con regateos, de las cúpulas partidarias, se habrá cumplido apenas la primera condición para la transformación de fondo que a mi juicio le urge al país. Y no me refiero a la emisión de leyes secundarias y a nuevas políticas y programas, sino a otras condiciones mucho más difíciles, que no dependen de la voluntad de alguien o siquiera de la de un grupo, pues el proyecto nacional de Peña (en caso de que sea leal y acertado) no cambia por sí mismo nada.

 

La incógnita es si no se nos adelantó la historia; es decir, si no hemos llegado a un punto sin retorno.  Como  sostienen no pocos filósofos y pensadores, hay fuerzas sociales y mundiales cuya dimensión y dirección no dependen de la voluntad o buena fe de un individuo, por poderoso que sea.

 

Lo sintetiza admirablemente Tolstoi en 1869, en su obra cumbre, Guerra y Paz, al reflexionar sobre la incursión suicida de los ejércitos Napoleón en el Imperio Ruso de Alejandro, pese a la casi fatalidad (o sin el casi) de la destrucción de las tropas francesas por el invierno:

 

 “En la vida de cada hombre hay dos aspectos: la vida personal que es tanto más libre cuanto más abstractos son sus intereses, y la vida general, social, en la que el hombre obedece inevitablemente a las leyes que le han sido prescritas. El hombre vive consciente de sí mismo, pero sirve como instrumento inconsciente a los fines históricos de la humanidad. El acto realizado es irreparable y al concordar al mismo tiempo con millones de actos realizados por otros hombres, adquiere importancia histórica. Cuanto más elevado se encuentra el hombre en la escala social, más ligado se encuentra con los que están en un plano superior, más poder tiene sobre los otros y más evidentes son la predestinación y la fatalidad de cada uno de sus actos”.[1][1]

 

Hay factores que obstruyen los cambios necesarios para crear una sociedad justa, democrática y viable en México. Algunos de vieja data, como las distorsiones de la distribución del ingreso: el uno por ciento o menos de la población acumula riquezas que no se acabarían con una vida de dispendio de muchas generaciones de sus descendientes, mientras la mitad de la gente es pobre o extremadamente pobre, en un grado que pocos podemos imaginar, y entre diez y 15 por ciento está constantemente amenazada de perder sus magras comodidades. Este hecho dado no se supera sólo con leyes, políticas y programas, en gran parte debido a la movilidad internacional de los capitales.

 

En el interior del país, ¿tendría que extrañarnos la proliferación de la violencia en todos los órdenes de la vida social, en medio de tan devastadora inequidad? Estoy lejos de justificarlos, pero ¿cómo podríamos aspirar a que los trogloditas de la CNTE o de la APPO o el lumpen anarquista se abstengan de descargar sobre los habitantes de las ciudades su brutal resentimiento social que se gestó muchas generaciones antes? ¿Cómo podría el Estado –debilitado por los problemas sociales, la mezquindad de los políticos y el atraso tecnológico y cultural– usar la fuerza legítima en defensa de los más, cuando su disyuntiva posible es la represión (y quién sabe qué tan generalizada) o la permisividad extrema?

 

Nuestra sociedad, descompuesta y en proceso de mayor descomposición, es un obstáculo para su propio cambio. Pero también lo son vicios endémicos, como la corrupción, la impunidad, la discriminación.

 

Aún más graves son los obstáculos globales, como la crisis de la economía de Occidente, y unos que rebasan a la globalidad misma, como el deterioro, al parecer irreversible del ambiente y el calentamiento global.

 

¿Podrá cumplir sus promesas Enrique Peña Nieto?

 

No tengo respuestas, pero aún me quedan pálidas esperanzas.

 

 

 

Renward García Medrano

renward11@hotmail.com

 

----------

Renward García Medrano es profesor, economista, escritor y periodista.  Ha sido profesor universitario, Director Editorial de la Presidencia de la República (1970-1976), director general de Comunicación Social de la Secretaría de Patrimonio y Fomento Industrial (1976-1982), Secretario Ejecutivo del organismo internacional CADESCA-SELA, director de Ediciones del diario El Nacional y la revista Tiempo, director y conductor del programa televisivo Fin de Siglo, director y conductor de diversos programas radiofónicos del Instituto Mexicano de la Radio. Ha sido profesor de la UNAM y del instituto Matías Romero de Estudios Diplomáticos (IMRED-SER); dictado centenares de conferencias y participado en numerosos seminarios y coloquios académicos. Actualmente es columnista político dominical de Ovaciones y colaborador de La Jornada Morelos. Es autor de varios libros, entre ellos México en el Mundo;  1968, en sus propias palabras, ¿Qué Hacer? Manual para priistas en desgracia,  Perfil Biográfico de Adolfo López Mateos.



  Imprime este texto


Más Información de


 
PUBLICIDAD
MÁS INFORMACIÓN

Invitan madres de jovencitas
desaparecidas a la Galería Fotográfica:
De Memorias, Fe y Esperanzas
| Portada
Atienden parto de emergencia policías
minicipales en Urbivilla del Campo.
| Portada
Repudia UACJ agresión sexual
contra maestra universitaria
| Portada
Quieren salvar vidas a pacientes
de cáncer con homenaje espectacular a la música del ‘Divo de Juárez’
| Portada
Congelarán cuentas bancarias
a duartistas, anuncia fiscal Peniche
| Portada
Continúa el operativo integral para
entrega de apoyos federales en la entidad
| Portada
Augures
| chileKNqueso
De sirenas y ballenas
| Juego de Ojos
Lo hieren a balazos en
Villas Residencial Del Real
| Portada
Tramita Catastro 15 por ciento más notas
de traslación de dominio durante este año
| Portada
Presenta el Alcalde Armando Cabada
el proyecto Juárez Iluminado a medios
de comunicación y ciudadanos
| Portada
Devolvieron Calderón y Peña
400 mil millones de pesos de impuesto a privilegiados, revela AMLO
| Portada
Atropellan a comandante de la
municipal que tripulaba motocicleta
| Portada
Ejecutan a joven dentro de un
''Oasis'' en la colonia Altavista
| Portada
Incautan metanfetamina por casi 4
millones de dólares en Sierra Blanca
| Portada
Recauda municipio 450 mil pesos en primeros dos días de rebaja a multas viales | Portada
Grave pareja baleada en intento
de ejecución en la Olivia Espinoza
| Portada
Van mas de mil 688 metros cuadrados
reparados en mayo con el Mega Bacheo
| Portada
Por encima de los 60
km/hr seguirá el viento: PC
| Portada
Lo matan a balazos en calles
de la colonia 16 de Septiembre
| Portada

Gotera

    Y yo por qué?
    Se les hincaba a los juarenses, les lloraba para que lo eligieran mandamás y juraba, desde ese alto encargo, terminar con la pesadilla de la sangre.
    Eso era en campaña, cuando la violencia no se le caía de la boca como bandera junta votos, porque, ya para estos días, el fundamental tema ha desaparecido del discurso de Corral.
    Pero explotaba la matanza incluso desde mucho antes de esa etapa proselitista --o es que ya lo era?-- cuando se lo echaba en cara a su antecesor desde la tribuna del senado.
    Lo agarraba de los taneiros un día sí y otro también, lo exhibía de inútil y le exigía seguridad para los chihuahuenses.
    Ahora, por el contrario, con cara de que está hablando en serio, afirma que el es gobernador y no policía para andar tras los matones, en lo que viene a ser una variante del famoso "¿Y yo por qué?" de demente Fox.
    Y pues quién le entiende, se ha lanzado duro contra todo proyecto, decisión y propuesta de Andrés Manuel López Obrador, pero al mismo tiempo...le implora que venga a enderezarle el barco con la Guardia Nacional que tanto vituperó.


Más Gotera

Contexto


México:
año nuevo,
gobierno viejo

flecha

Leviatán

El duelo de los futbolistas que pierden un clásico


Ramón Quintana Woodstock

 

Los domingos es religiosamente el desayuno acompañado de periódicos como el Universal, en éste me une un vinculo afectivo, ya que ahí reportea David Fuentes, periodista que salió de Televisa Juárez básicamente coaccionado por Héctor González. David se cayó ´parriba, ahora es un ínclito investigador, que se codea con Héctor de Mauleón y más de tres veces ha sido citado por Sergio Sarmiento, anda con los grandes de la pluma.

Leo en el Universal: “Redes exhiben fiesta de jugador de Chivas tras perder el clásico” “Por un video de Instagram quedó evidenciado que rápido olvidaron la derrota del América”.



Más Leviatán

La Nota Nostra

Altozano y el Nobel de la estulticia

 

Ramón Quintana Woodstock

 

Desde las tres esferas de gobierno, la ciudad, vista desde arriba, queda en el subterráneo, tres pisos debajo de la superficie, suponiendo que ellos están encima 103 pisos apuntando al cielo. Nosotros no somos noticia nacional, ni aunque haya masacres consuetudinariamente, es mucho más feroz una noticia -por decir algo- que se tropiece el actor del cristo de Iztapalapa o que los patines no pueden estar en las banquetas de la Ciudad de México, porque la gente tiene reflejos de vaca, y no puede brincarlos. Eso es súper importante.

 

Mediometro

La desatada cacería de agentes ministeriales a manos de sicarios ¿se debe a?
Represalia al buen desempeño policiaco
Disputa entre grupos internos
Ataques casuales, inconexos
'Acalambramiento' al gobernador
Por favorecer a uno de los cárteles
Al 'cobro' de pérdidas por acciones policiacas
Respuesta a las advertencias oficiales
Acción de predominio narco en la entidad
Generar desgobierno con objetivo electoral
     Resultados

DesdeJuárez

Cinco cosas que podrían mejorar las finanzas y servicios públicos que el municipio no quiere que sepas. La número cuatro te sorprenderá

 

Juan Hernán III Ortíz Quintana

Antes de continuar, las cinco son propuestas serias y viables. Decir que la número cuatro te sorprenderá es sólo una broma que rememora algunos anuncios de Internet.
La idea es simple, cinco propuestas que de realizarse el gobierno municipal ahorraría dinero y con eso mejorar sus servicios.
Puede parecer que se adelanta a los tiempos electorales y de campaña. Pero no, las campañas del 2021 se están jugando desde ahora.
Bien, sin más vayamos a las propuestas.


Mas Juárez

A la Cabeza

Augures

 

Francisco Flores Legarda


Si quieres dejar de hacer lo que haces,
deja de ser lo que no eres

Jodorowski
 

Los augures de la catástrofe están a la expectativa de que el Armagedón se realice, más pronto que tarde, sobre suelo mexicano. En los tiempos de López Obrador, que no son sus tiempos. Son los tiempos del mundo globalizado, interconectado, de frágiles equilibrios. Globalización con una arquitectura financiera que gobierna el mundo. Globalización que enfrenta desafíos desde el momento en que la gobernanza financiera no es suficiente para encontrar un modo definitivo para un gobierno mundial.


Mas información

 

 

© Copyright 2019, Arrobajuarez.com.
direccion@arrobajuarez.com