El comandante del 174 batallón del ejército nigeriano en Odoguyan, Lagos, el teniente coronel Muhammad Abdurrahaman, aconsejó el sábado a la gente de Ikorodu que evite todas las formas de violencia y aproveche la temporada festiva para reflexionar sobre Cristo.

Abdurrahman dio este consejo durante una campaña médica realizada por el ejército en Ikorodu, Lagos.

El ejército realizó a los beneficiarios diversas pruebas, como las de VIH, orina, malaria y azúcar en sangre, y algunos recibieron el tratamiento adecuado.

“Jesús es la razón de la temporada. También ayuda a reunir a la gente para compartir recuerdos y espiritualidad”, dijo el comandante.

Dijo que la ayuda médica era parte de la contribución de la Cooperación Civil-Militar (CIMIC) para construir la unidad, la cooperación y el entendimiento entre militares, policías y civiles.

Abdurrahman dijo que las formaciones militares han tomado tales medidas para apelar al público a obtener su apoyo y cooperación para garantizar la paz y la seguridad.

Dijo que el Batallón 174 celebró recientemente eventos educativos CIMIC donde diferentes escuelas se reunieron en una atmósfera competitiva e innovadora para interactuar, compartir conocimientos y probar su desarrollo educativo.

El Comandante instó a los beneficiarios a compartir la información con otros para que se logren los objetivos del ejército nigeriano y el público se dé cuenta de que los militares son parte de ellos.

El presidente del consejo de Ikorodu, Wasiu Adesina, prometió cooperar siempre con los militares para permitirles cumplir con su responsabilidad cívica.

Adebukola Osho, Iyaloja del centro Ikorodu y beneficiario de la ayuda médica, elogió los esfuerzos de los militares.

(EN)

Fuente